Michel Serres: La mezcla (el origen de la geometría)

KRONOS Y AIÓN

La palabra tiempo deriva de uno u otro de dos verbos griegos, contradictorios, de los que uno, τέμνω (temno) significa cortar, de donde sacamos sin duda nuestras medidas y nuestras fechas, y la otra, τέiνω (teino), tender, cuyo estiramiento expresa muy bien el flujo continuo sin ruptura.
Atemperar, temperancia, temperamento, tempestad, intemperie, temperatura, términos todos ellos de la misma familia, designan, en su conjunto, una mezcla, cuya idea precede, asocia y federa los dos sentidos, cronológico y meteorológico, del término tiempo, único en las lenguas latinas, y correspondiente a dos vocablos separados, en las lenguas germánicas: time o zeit y weather o wetter, lenguas que han olvidado o abandonado voluntariamente esa fuerte comunidad.
Vieja escena campesina: todas las mañanas, al despertar, antes de decidir que trabajo emprender, el cultivador examina u observa el cielo y trata de apreciar, de prever, de evaluar, de pesar, las intemperies que le…

Ver la entrada original 114 palabras más

Anuncios

About Carlos de Landa Acosta

ensayista, traductor y artista digital
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s